Cómo la Iluminación Frustra a tu Personal y te Hace Perder Tiempo y Dinero

La iluminación de tu oficina puede estar causando un impacto significativo en la rentabilidad de tu negocio y la salud de tus colaboradores sin darte cuenta. De hecho, la sensación general de salud y bienestar podría cambiar con solo encender el interruptor de la luz…

Una investigación científica llevada a cabo por Philips Systems demostró el vínculo que tiene la luz con los ritmos circadianos, que también son conocidos como los “relojes biológicos”, y determinan el ciclo de sueño, la estimulación y la relajación.

Continúa leyendo para conocer más sobre este tema.

Entendiendo el “color” de la temperatura

Varios estudios han encontrado que la luz del sol, que se considera un color frío, puede beneficiar a los trabajadores, especialmente para aquellos que se encuentran dentro de una oficina durante todo el día.

Entre los beneficios de la luz natural del día se encuentra la disminución de la depresión y mejoría en el estado de alerta, la energía, el estado de ánimo y la productividad.

La empresa Westinghouse explica cómo funciona la iluminación “no natural”, a continuación:

  • La temperatura del color describe la apariencia luminosa de una bombilla (lámpara) la cual se mide en grados Kelvin (K) en una escala de 1,000 a 10,000.
  • Generalmente, la iluminación comercial y residencial tienen temperaturas que están en una escala de 2000K a 6500K.
  • La temperatura según el color de una bombilla permite conocer el aspecto y la sensación de la luz percibida (ver ilustración debajo).

Si tu oficina no tiene acceso a la luz del día podrías adaptar los espacios para tener los mismos beneficios que la luz natural.

Otros estudios (UNC Business School) también han demostrado que trabajar con la iluminación de bombillas enriquecidas en azul, que son de 17,000K, aumenta el rendimiento laboral al potenciar la agudeza mental, la vitalidad y el estado de alerta mientras se reduce la fatiga y la somnolencia diurna.

Asimismo, investigadores de la Universidad de Greenwich hallaron en un estudio de dos meses que los trabajadores sometidos a “bombillas enriquecidas con azul” informaron que se sentían “más felices, más alerta y con menos fatiga visual”.

Pero ¿qué relación tiene todo esto con tu negocio? ¿Cómo lo afecta?

No existe la menor duda que una persona que trabaja bajo condiciones que afecten su estado de animo y salud es contraproducente para cualquier empresa. Estos factores negativos se verán reflejados en la forma en la que tus colaboradores brindan el servicio o ejecutan sus funciones diarias, trayendo como consecuencia pérdidas importantes a la empresa a nivel financiero.

Ejemplo: Un equipo de ventas no trabajará tan duro para vender y cerrar negocios si se sienten fatigados y la taza de errores aumentará considerablemente si no existe la iluminación adecuada.

Tomando en cuenta lo mencionado anteriormente, un beneficio de la luz azul es que ayuda a bajar la melatonina, la hormona encargada de hacernos dormir. Tener un nivel más bajo de melatonina mantiene a las personas más alertas de la misma forma que lo hace una bebida energizante.

La luz azul o más fría debería estar en las salas de reuniones donde se desea que las personas se sientan empoderadas y emocionadas en compartir ideas, según las sugerencias de Felderman y Keatinge dueños de Felderman Keatinge & Associates.

ARTICULO SUGERIDO: 5 TIPS PARA NO ELEGIR LA OFICINA EQUIVOCADA

Por otro lado, debido a que los tonos más cálidos tienden a crear una sensación de comodidad, usa este tipo de iluminación en espacios menos formales en los que deseas que tus trabajadores se sientan más tranquilos, tal vez en una sala de descanso o comedor.

Las salas de conferencias deben tener tonos medios que produzcan un ambiente amigable y reconfortante, pero también tonos lo suficientemente fríos para mantener a los trabajadores alertas y motivados.

La luz es un factor clave de la visión, y la visión es responsable del mayor porcentaje de nuestra percepción de nuestro entorno y emociones, si ignoras la iluminación adecuada en tu oficina, podría tener un impacto negativo bastante significativo en la productividad e ingresos de tu compañía.

Una iluminación muy intensa y una muy tenue son igual de perjudiciales para la productividad de tus asociados y, al optar por más iluminación natural u otros sistemas de iluminación, no solo ahorrarás energía, sino que también aumentarás la productividad entre los empleados de tu empresa que al final se traducirá en ganancias.