¿Jornada 8:00 a.m a 5:00 p.m.? Razones de Por qué una Semana Más Corta Podría Ser Mejor

18 septiembre 2017
La jornada de trabajo no siempre fue establecida con horarios efectivos. Por ello, es importante diferenciar la primera, de lo que es un horario laboral en sí. Básicamente, la jornada representa la cantidad de horas que el trabajador debe prestar sus servicios y el horario, fija la hora de entrada y la salida al mismo.

Lo que conocemos como jornada de ocho horas, hace referencia a la protesta obrera por la reducción de la jornada laboral y el establecimiento de las ocho horas de trabajo diarias o 48 horas a la semana, también conocido como el Movimiento de la Jornada Reducida, que tuvo su origen en las duras condiciones de trabajo de la Revolución Industrial en Gran Bretaña a mediados del siglo XVIII.

Este movimiento obrero se manifestó en la mayoría de países industrializados también, mediante otras organizaciones tales como cooperativas.

Las horas de trabajo más comunes de los países del mundo giran en torno, entre 40 a 48 horas por semana, sin embargo, esta situación no se da en todas partes habiendo notables diferencias al respecto, desde las 35 horas por semana en Francia como 42 a 48 en Panamá.


Fuente: medium.com

Haz click AQUÍ para ver el video del Programa “Economízate” sobre el tema de horarios de trabajo.

Productividad VS. Eficiencia

La eficiencia de los trabajadores se ve muy condicionada por sus horarios de trabajo, ya que hay horas en las que ya no se rinde.

"Como gerente, uno debe asegurarse que la gente no trabaje demasiado", dice Greenstone Miller, directora ejecutiva y cofundadora de Business Talent Group, una firma consultora con cinco oficinas en Estados Unidos y clientes en toda Europa, Asia, Australia, América del Norte y América del Sur. "Porque si trabajan demasiado, no terminan quedando satisfechos", dijo ella.

Una investigación realizada por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), publicada en la revista The Economist, concluyó que cuanto más trabajaban las personas, más disminuía la productividad.

Productividad, según la Real Academia Española (RAE), es la “relación entre lo producido y los medios empleados, tales como mano de obra, materiales o energía”. Por su parte, eficiencia es la “capacidad de disponer de alguien o de algo para conseguir un efecto determinado”. Como se ve, esta última definición es algo confusa.

En el Portal de Emprendedores, se aclara este último concepto. Según explican, la eficiencia se enfoca hacia el ahorro de recursos en la empresa, siempre dentro de los objetivos marcados, de una estrategia y de unos plazos.

¿Vivir para trabajar o trabajar para vivir?

La productividad no depende del número de horas trabajadas sino de cómo se aprovechan las mismas. Se podría realizar el mismo trabajo, o incluso más, en menos tiempo si se diera más importancia a la eficiencia.

Es por todo esto que el multimillonario mexicano Carlos Slim, según la revista Forbes, uno de los hombres más ricos del mundo, propuso durante su ponencia en el XX Encuentro Anual de la Fundación Círculo de Montevideo, reducir la jornada laboral semanal a 11 horas distribuidas en tres días.

Esta medida, según Slim, serviría para reducir el desempleo y además los trabajadores contarían con cuatro días de fiesta a la semana que podrían aprovechar para pasar con su familia, dedicarse a sus hobbies o viajar a sus lugares predilectos.

Fuente: GlobalNetSolutions.es

Situación en Panamá

En Panamá, el trabajo esta regulado y protegido por el Ministerio de Trabajo y Desarrollo Laboral MITRADEL, institución líder en el país, que con credibilidad, equidad y transparencia, garantiza el cumplimiento de normas y políticas laborales en el territorio nacional, con el fin de propiciar trabajo oportuno, productivo y decente, en beneficio de la población y el crecimiento socio económico del país.

Con respecto a la jornada laboral, regulada en los artículos 30 a 38 del Código de Trabajo, conviene puntualizar que el día se divide en los periodos de trabajo siguientes:
  • Diurno: de 6.00 en 18.00. La jornada máxima diurna es de 8 horas, y la semana laborable correspondiente es de 48 horas.
  • Nocturno: de 18.00 en 6.00 La jornada máxima nocturna es de 7 horas, y la semana laborable correspondiente es de 42 horas.

La duración máxima de la jornada mixta es de 7 horas y media, y la semana laborable respectiva de 45 horas. Todas las personas son diferentes y así mismo, tienen ciclos biológicos distintos. Mientras algunos son más productivos a primera hora de la mañana, otros lo son a mediodía o por la tarde.

Es recomendable que las compañías tengan en cuenta esta diversidad y dejar que sea el propio trabajador el que, en la medida de lo posible, planifique su jornada laboral, de forma que pueda dejar las tareas menos arduas para cuando tengan menor capacidad de concentración, y las que exigen mayor creatividad en sus momentos más altos de energía.

Si este artículo fue de tu interés, te recomendamos leer Una empresa con colaboradores motivados es más productiva, eso es un.

Artículos relacionados